jueves, 30 de enero de 2014

¿Por qué llevamos el Niqab?


¿Por qué llevamos el Niqab?

(Texto revisado)


La obligación de cubrir el rostro y las manos.


Escrito por el Sheij Zayd bin Muhammad bin hadi Al-Madkhali حفظه الله تعالى
Este texto ha sido tomado de http://amomihijab.blogspot.com/
 INTRODUCCIÓN 

En el nombre de Allah, el Misericordioso, el Compasivo. ¡Alabado sea Allah quien envió a Sus Mensajeros bajo la orientación con el fin de sacar a la gente de la oscuridad del politeísmo, la ignorancia y de las causas de la destrucción!. Atestiguo que no existe ningún dios que tenga derecho a ser adorado excepto Allah, único y sin asociados, poseedor de las bendiciones, misericordia y bondad. Él conoce mejor quienes van por mal camino y aquellos que son guiados. Atestiguo que Muhammad es el último de los Mensajeros, Jefe de los profetas. Oh Allah, envía Tu paz y bendiciones sobre él, su familia y sus Compañeros, quienes confirmaron los beneficios del conocimiento y las buenas acciones, y llamaron a Allah con sabiduría y justa amonestación. Estos son los mejores dentro de los guiados y guían a otros.

Amma baad: 

Noble lectores, lo que me llevó a escribir este breve tratado -para lo cual se ha requerido de unas circunstancias, de un esfuerzo compartido que se hizo con el fin de aclarar y explicar este problema- fue lo que observé desde los textos de un hermano en estos últimos tiempos. El texto era sobre el tema del Hiyab y el descubrimiento y en él, el autor -que Allah lo guíe- clara y definitivamente declaró que la legislación islámica, con todas sus directrices, no ordena a una mujer cubrir el rostro y las manos delante de hombres desconocidos.

Así pues, sentí que en esta declaración había una fitnah (mal) obvia y un gran peligro para las comunidades musulmanas. Y por lo tanto, es necesario aclarar la explicación siendo necesario para aclarar la verdadera opinión con respecto a este asunto, acompañarlo de pruebas, liberándolo de la censura, y asesorando a la Ummah, ayudando a la verdad y aconsejando de manera sincera a la gente. Por eso digo:

Una mujer sin cubrir su rostro y sus manos delante de hombres extraños está prohibido y no autorizado bajo la clara y auténtica base de evidencias textuales, lógicas y tradicionales.  En cuanto a las pruebas textuales del Kitaab y la Sunnah, son muchas, y libros antiguos y recientes se han dedicado a ello, tanto específicos como no específicos.

Hacemos mención de estas pruebas las siguientes:


 LAS PRUEBAS TEXTUALES 


1. Allah عز وجل dice:


ولا يبدين زينتهن إلا ما ظهر منها

"Y (diles a las creyentes) que no muestren sus zinah (adornos), excepto lo que se desprenda de ella." [Sura an-Nur: 31]


Esto se refiere a aquello que no puede ser ocultado, como la prenda exterior (yilbab), el velo, etc..

O puede referirse a lo que queda expuesto de una mujer sin querer, debido a alguna causa no provocada, como un viento fuerte o por el movimiento de un objeto, así como cualquier otro asunto en el que la mujer es perdonada, porque la cara y las manos acaban expuestos debido a ello.

Además, ha sido auténticamente reportado desde Ibn Mas'ud رضي الله عنه -con una cadena de narración que alcanza al más alto nivel de autenticidad- que lo que se entiende por la afirmación de Allah عز وجل  : -"... excepto lo que se desprenda de ella"- es el (exterior) en relación a la vestimenta.

 2. Allah عز وجل  dice:




يَا أَيُّهَا النَّبِيُّ قُل لِّأَزْوَاجِكَ وَبَنَاتِكَ وَنِسَاء الْمُؤْمِنِينَ يُدْنِينَ عَلَيْهِنَّ مِن جَلَابِيبِهِنَّ ذَلِكَ أَدْنَى أَن يُعْرَفْنَ فَلَا يُؤْذَيْنَ وَكَانَ

"¡Profeta! Dile a vuestras mujeres, a vuestras hijas y a las mujeres creyentes que usen sus yalaabib (pl. de yilbab) sobre sí mismas. Es lo mejor, para que sean conocidas y no sean molestadas." [Sura Al-Ahzaab :59] 


Ibn Kazir رحمه الله dijo: -"Muhammad bin Sirin dijo:-"Le pregunté a 'Ubaydah As-Salmaani acerca de declaración de Allah: "que usen sus yalaabib sobre sí mismas'” por lo que cubrió el rostro y (sólo) expuso su ojo izquierdo."-. 

Ibn Al-Yawzi رحمه الله  dijo con respecto a esta aleya:

-"Esto significa que deben cubrir sus cabezas y rostros para que puedan ser conocidas como mujeres libres. La definición de yilbab es una prenda exterior suelta, como ha sido dicho por Ibn Qutaybah."-. 

Abu Hayaan Al-andalusi  رحمه الله dijo en al-Bahr-ul-Muhit:

-"consiste en todo el cuerpo. Y la palabra "Alayhinna" (sobre sí mismas) puede significar (sólo) sus rostros, ya que en los "días de ignorancia", lo que las mujeres mostraban de mismas era el rostro. " 

Abu Su'ud رحمه الله dijo: -"El yilbab es una prenda más ancha que un jimar pero menos que un ridaa (capa-exterior). Una mujer lo envuelve en su cabeza y lo deja caer sobre su pecho. Lo que se entiende por el aleya es que deben cubrir sus rostros y cuerpos con ello, por si llegan a ser descubiertas por alguna razón."-. 

Se dice que el Imam As-Suddi رحمه الله dijo: -"Ella debe cubrir uno de sus ojos”-. Él indico desde la frente hasta la otra parte (inferior) de su rostro, a excepción de un ojo." 

Así pues, según esto, decimos:

-“Oh hermanos en el Islam, analicen las declaraciones de los sabios del Tafsir, de nuestros predecesores piadosos, cuya vista Allah iluminó para ver la verdad y cuyos corazones Él los llenó de fe y comprensión de Su Libro, haciéndolo descender como una guía y un cura.

Miren cómo sus declaraciones son diferentes de las de aquellos que llaman al descubrimiento, aquellos que se han opuesto a los mandamientos preciosos y directrices misericordiosas de Allah, y que se esfuerzan en mantener el honor de una mujer, nobleza y castidad, lejos a ojos de lobos, de aquellos con personalidades inmorales e intenciones viles, aquellos que les encanta recrearse en lo prohibido, incluso si sólo es un vistazo.


Y no existe nada que ellos puedan obstaculizar a fin de lograrlo que, su habla embellecida, grandes cantidades de dinero y gran facilidad para expandir el desvío y la corrupción, repitiendo las palabras de su poeta:

-"Dijimos: Permítannos apenas echar un vistazo Y dejen atrás el (Día de) la Recompensa. Después de esto, establézcanlo."- 



Además, reflexionemos juntos acerca de la declaración de Allah عز وجل :




حِجَابٍ ذَلِكُمْ أَطْهَرُ لِقُلُوبِكُمْ وَقُلُوبِهِنَّ وَمَا كَانَ


"Y cuando les preguntas (es decir, a las esposas del Profeta) por algo, pregúntales detrás de una cortina (hiyab). Esto es más puro para vuestros corazones y sus corazones." [Sura Al-Ahzaab: 53]

Esta aleya exhorta que nos quedemos lejos, muy lejos de estos asuntos que provocan fitnah, también muestra la prevención y fortifica el Hiyab de manera que ningún mal deseo procedente de personas con corazones enfermos y corruptas conductas, que desmantelan el pudor y traen consecuencias malas en esta vida y en la otra, puedan observar a una persona piadosa. A nadie con sentido común le cabe duda que las manos y la cara son las zonas principales de tentación, por lo que es una obligación taparlas.

La aleya también indica que los hombres y las mujeres deben mantener sus corazones puros, y esto no puede conseguirse a menos que se eviten los medios que conducen al zyna y cierren sus caminos, el más grande de los cuales es estar frente a una mujer y disfrutar de una mirada de su rostro al descubierto, (tal vez) con los ojos maquillados, sombras marrones y uñas pintadas.

Tema a Allah, oh, aquel que llama a descubrir a la mujer y ten miedo del día que Allah ha preparado para la Recompensa, en el que Él resucitará desde las tumbas y traerá lo que estaba en los corazones para que puedan ser juzgados por Aquel que todo lo sabe, tanto lo oculto como lo aparente.

 3. Se ha reportado auténticamente que 'Aishah رضي الله عنها  cubrió el rostro con el jimaar cuando ella oyó la voz de Safwaan bin Mu'ttal As-Sulami. Y ella sabía que él la conocía (es decir, de aspecto) antes de que el Hiyab fuera obligatorio. Esto valió de prueba más tarde en la aleya del Hiyab cuando fue revelada. Las mujeres no podían ser reconocidas, de ahí el hecho de que sus rostros estuvieran tapados.

 4. Se ha reportado auténticamente en la Sunan, así como en otras colecciones de (hadiz) que 'Aishah رضي الله عنها  dijo: -"El hombre montaba a caballo delante de nosotras mientras estábamos en estado de ihram con el mensajero de Allah. Por eso, cuando se acercaba, (cada una) de nosotras dejábamos caer el yilbab desde la parte superior de nuestra cabeza hacia el rostro. Cuando marchaba, descubríamos (el rostro) de nuevo.”-.

La única razón para que hicieran esto fue porque sabían de su mandato religioso, que era que la cara es 'awrah y que debe estar tapada frente a hombres extraños.

 5. También está el hadiz reportado en Sunan At-Tirmidhi y otras colecciones desde la narración de 'Abdullah bin Mas'ud رضي الله عنه  que el Profeta صلى الله عليه و سلم dijo: -"La mujer es 'awrah"- . Esto es una prueba clara de que todas las partes de una mujer son 'awrah (es decir, deben estar cubiertas) delante de hombres desconocidos, incluyendo la cara o cualquier otra parte de su cuerpo. De hecho, su cara y manos tienen el derecho más grande a la hora de taparse, ya que son las áreas más buscadas por los hombres y los lugares de seducción para las mujeres.

Así que según esto, alguien que pretenda decir que una mujer tiene derecho a descubrir su rostro y manos delante de hombres extraños, se ha apartado de la verdad y la corrección. Si él es de aquellos que están cualificados para hacer una investigación e iytihaad (realizar fatawa), y él está libre de desviaciones, luego, él recibirá la recompensa por su iytihaad, y su error será perdonado. Sin embargo, no está permitido seguirle en dicha opción. Pero si él no es de este tipo de gente, entonces ninguna de sus opiniones y argumentos deben tenérsele en consideración ya que la verdad tiene más derecho de seguirse (entre la gente).

El gran Imaam, Ahmad bin Hanbal رحمه الله , comprendió así el hadiz mencionado anteriormente de Ibn Mas'ud:

-"Los dedos de la mano de una mujer son 'awraah (es decir, deben estar cubiertos). Así pues, cuando ella sale fuera de su casa, ella no debe revelar cualquier parte de sí misma, ni siquiera sus Khuff (es decir, calcetines), pues los Khuff describen el pie. Lo preferible en mi opinión, es que ella ponga un botón en la manga de la mano para que nada pueda acabar expuesto de ella."-. 

Muchos sabios e Imaames a lo largo de toda la historia han llegado a entender del mismo modo el hadiz de Ibn Mas'ud y otros textos similares como el Imam Ahmad bin Hanbal: que todo el cuerpo de una mujer libre es awrah sin excepción de cara y manos.

En cuanto a la prueba lógica, de las cosas que no caben dudas de acuerdo con un sano e imparcial juicio en la gente es que la fitnah que envuelve a una mujer que muestra el rostro y sus manos es mayor que aquella que expone sus pies, por lo cual el Profeta صلى الله عليه و سلم  ordenó a las mujeres alargar los dobladillos de sus vestidos de largo como un antebrazo de manera que sus pies no quedaran expuestos.

En cuanto a la prueba habitual, la persona justa y equilibrada sabe que en la mayoría de los casos, el área de deseo de una mujer según los hombres es la cara. Esto no niega el hecho de que él pueda ser tentado por otras partes de ella, incluso por su voz. De hecho, la voz de mujer también se considera como parte de su adorno, como se indica en Sura An-Nur, donde Allah عز وجل dice:


وَلاَ يَضْرِبْنَ بِأَرْجُلِهِنَّ لِيُعْلَمَ مَا يُخْفِينَ مِن زِينَتِهِنَّ

"Y no batan ellas con sus pies a fin de desvelar lo que ocultan sus adornos," [Surah An-Nur: 31]


Así que cuando este punto queda claro y se entiende, entonces se vuelve obligatorio y para aquel que establece que está permitido que una mujer descubra su rostro y sus manos delante de hombres extraños, tema a su Señor y retráctese de este veredicto.


Y debe buscar la guía de los expertos en las ciencias religiosas, es decir, aquellos que caminan en el sendero de Ahlus-Sunnah wal-yamaa'ah y tienen una correcta comprensión de los objetivos y metas de nuestra noble religión en declarar lo lícito y lo prohibido.


Que Allah tenga piedad de Ibn Al-Qayyim quien dijo:


-"De las características de un médico cualificado es que debería estar experimentado y ser consciente de las enfermedades y remedios para los corazones y las almas. Esta es una base enorme para curar los cuerpos, no en vano, la influencia que el corazón y el alma tiene sobre el cuerpo y su estado natural es algo que ha sido comprobado. Así que si un médico es consciente de las enfermedades y las curas del corazón y el alma, entonces se convierte en un médico completo. Y si no conoce estas cosas a pesar de que puede pudiera ser muy competente en la curación de los aspectos físicos y condiciones del cuerpo, él es sólo medio doctor. Además, cada médico que no cura a su paciente mediante el examen de su corazón y el alma desde el fortalecimiento de él (ordenándole a) hacer buenas obras, con la rectitud y la aceptación de Allah y la morada final, entonces no es un doctor en absoluto, más bien, es sólo un profesional deficiente."- 


 En resumen

Una mujer libre no tiene más remedio que atenerse a las vestimentas legisladas, y de sus pilares es llevar el niqab (velo) en la cara y los qafaazaan (guantes) en las manos, o cualquier otra cosa en su lugar que cumpla con sus requisitos. Y cada vez que se mezcle con hombres extraños, especialmente en estos tiempos en que las personas buenas escasean y malas hay muchas.

Además, todo aquel que llama a mostrar la cara y las manos de una mujer utiliza como excusa aquello que no se ha permitido en la religión. Por ello, él ha establecido una mala práctica (sunnah) y cargará con su pecado y con los pecados de todos aquellos que actúen así, los cuales no disminuirán en absoluto. Y a quien Allah lo perdona, sustituye sus malas obras por buenas.


Sheij Zayd bin Muhammad bin Hadi Al-Madkhali حفظه الله تعالى
Tomado de: "Cuatro relatos acerca de la obligación de taparse" págs. 77-88.

Traducido Inglés al Castellano por: Hayat al’andalusia para www.islamentrehermanas.com

Castellano: http://estemundoesunacarcelparaelcreyente.blogspot.com/2014/01/por-que-llevamos-el-niqab.html