martes, 11 de septiembre de 2012

¿Cómo debo ser con mis hermanas musulmanas?



¿Cómo debo ser con 

mis hermanas musulmanas?


  La musulmana es indulgente
           con sus hermanas. 


La verdadera musulmana es tolerante respecto a sus amigas y a sus hermanas en religión.

Ella no siente hacia ellas ni odio, ni rencor.

Cuando una de sus hermanas le contradice, ella retiene su ira y se muestra indulgente.

En su reacción indulgente, no debe sentir ni vergüenza, ni humillación.

Más bien se lo toma como un gran acto de caridad, que Allah aprecie y reuna a los que se aplican en observarlo.



(Traducción aproximada)


"Esos que dan en los momentos de desahogo y en los de estrechez, refrenan la ira y perdonan a los hombres. Allah ama a los que hacen el bien. " (Sura 3 / Ayah 134)


No es suficiente con contener su ira, sino que debe mostrar su indulgencia y perdón.

De hecho, cuando domina su rabia y cuando se reprime sin perdonar al que la provocó, puede que se transforme en odio, lo que es más grave y peligroso.

Así que la indulgencia es necesaria para apagar la llama de la ira y purificar el alma de cualquier odio, porque es una cualidad de alta beneficencia.



(Traducción aproximada)


"...Allah ama a los que hacen el bien" ( Sura 2 / Ayah 195)


Una vez que una contradicción provoca su ira, ella se apresura a perdonar con bondad.

De este modo, ella siente la serenidad, la tranquilidad y la felicidad de llenar su alma.

La indulgencia es un comportamiento que refleja la nobleza de espíritu y no su debilidad.

El Profeta (la paz sea con él): "Por la indulgencia del siervo, Allah le concede más consideración.

Ningún siervo muestra modestia por amor a Allah, sin que Allah eleve su rango".


 La musulmana se encuentra con sus hermanas con un rostro radiante


Esta actitud atrae el cariño de la gente.

Esta es una buena acción que merece obtener una recompensa.

Un rostro radiante generalmente refleja la pureza del alma y el Islam recomienda a los creyentes a aspirar a la pureza del alma como a la pureza aparente.


" Sonreír a tu hermano es caridad" Tirmidhi, Hadiz apreciado


El intercambio de saludos, el aspecto amable, la sonrisa, la palabra dulce y la cordialidad entre los creyentes cuando se encuentran son prácticas que el Islam ha recomendado para fortalecer los lazos de fraternidad y el afecto entre los musulmanes.


 Ella es consejera de las otras. 


La musulmana sincera debe ser pues sincera hacia sus hermanas, ella no les engaña, no abusa de ellas y no les oculta lo que les podría ser provechoso.


"El creyente es el espejo del creyente". (Bujari)


El creyente es similar a un espejo, ayuda a corregir los defectos que encuentra en él.


 Ella es bondadosa con las otras. 


Ella no se muestra altiva hacia sus hermanas, ella no muestra una expresión ceñuda cuando se reune con ellas, no las maltrata.

Más bien las trata con gentileza, modestia y amabilidad.

"La bondad sólo embellece las cosas que hacemos, mientras que su ausencia las afea ". (Muslim)


 Ella es generosa con las otras. 


Ella no vacila en manifestar su generosidad con sus hermanas, de acogerlas, de invitarlas a compartir una comida juntas.

De hecho los encuentros amigables alrededor de una comida consolidan las relaciones de amistad entre los creyentes y acentúan el vínculo afectivo que los une.

La modernidad ha desarrollado el egoísmo, el individualismo generando un vacío espiritual y emocional así como la ausencia de amistad en las relaciones sociales.

Visite a su hermano, invítele a su casa, reúnase con él, acuda en su ayuda, sírvale, comparta sus penas y sus alegrías, etc ... Este es el espíritu islámico.

"El mejor de vosotros es el que da a comer y responde al saludo de los demás." (Ahmad Ibn Hanbal)


 Ella invoca a Allah en favor de las otras.. 


Ella dedica invocaciones en favor de su hermana, porque le desea lo que desea para sí misma.

"La invocación que se acepta mas rápidamente es la formulada por alguien en favor de un ausente." (Bujari)

Su objetivo es afianzar el espíritu comunitario, no conviene al creyente ser egoísta, incluso durante sus invocaciones, ya que se supone que desea para su hermano lo que desea para sí mismo.


Por conclusión, las relaciones de la musulmana con sus amigas y hermanas en religión se distinguen por las siguientes cualidades:



Fraternidad y amor por Allah.

Sinceridad, lealtad.

Generosidad.

Indulgencia.

Altruismo.

Y fidelidad.



Estas relaciones están libres de rencor, de odio, de murmuración, de disputa y de todo lo que pueda ser considerado como una ofensa.

Este es el comportamiento de la musulmana hacia sus amigas, en cualquier momento y en cualquier lugar.

Un comportamiento que refleja el impacto incomparable del Islam sobre la educación del alma humana.


(Personalidad de la musulmana, (Dr. Mohammed Ali Al-Hashimi) explicado por Sheij At-Tchalabi)

Sheikh Abu Abdillah Mohamed Tchalabi Al Djazairy
Este texto ha sido tomado de: http://amomihijab.blogspot.com     
http://3ilm.char3i.over-blog.com/article-comment-dois-je-etre-avec-mes-soeurs-musulmanes-51684007.html
Traducido del francés al castellano por Um Amina para http://www.islamentrehermanas.com/
http://alhamdulillahialalislamwasunnah.blogspot.com/2012/09/como-debo-ser-con-mis-hermanas.html